La guía del sabor (JaqueVape)

LA GUÍA DEL SABOR DE JAQUEVAPE

 

Bienvenidos amigos a la guía del sabor que os hemos preparado desde JaqueVape.

Si te encuentras en los inicios del vapeo y te ves colapsado por la gran cantidad de sabores que puedes observar en este nuevo mundo, o si simplemente ya lo conoces pero deseas obtener algunos consejos que te ayuden a decidirte para conocer nuevos sabores, queremos decirte que estás en el lugar correcto.

Entendemos que en ocasiones por situaciones de desconocimiento tendemos a elegir siempre aquello que nos genera seguridad, en este caso, podríamos referirnos a aquellos sabores que ya sabemos que son de nuestro agrado. Pero esto puede generar una rutina en la que incluso aquel sabor que nos parece tan rico y confiable puede llegar a ser pesado y aburrido, por lo que para no llegar a esta situación, lo más recomendable es hacerse con un poco más de conocimiento para poder variar en esta tan amplia gama de sabores que ofrece el mundo del vapeo y siempre acertar con nuestros gustos.

COMPOSICIÓN DE LOS LÍQUIDOS

Creemos que para poder hablar con algo más de propiedad, pero principalmente, para entender mejor lo que necesitamos a la hora de elegir nuestros líquidos, es conveniente conocer la composición de estos.

Los líquidos que empleamos para inhalar en el vapeo pueden estar compuestos por cuatro elementos:

  • PG o propilenglicol: es el componente más líquido de la mezcla y es el encargado de diluir los aromas propiciando así la característica de sabor.
  • VG o glicerina vegetal: es el componente más denso y es lo que genera una mayor cantidad de nubes y un vapor más extenso a la hora de fumar.
  • Aromas alimenticios. presentes en la mayoría de los alimentos.
  • Nicotina: es opcional.

 

PORCENTAJES DE PG/VG

Para los líquidos, se suele emplear una mezcla basada en combinar el PG y el VG en las cantidades que más nos convengan según nuestros intereses a la hora de vapear.

En algunas de estas combinaciones se suele utilizar un mayor porcentaje de PG. Estos casos, se emplean habitualmente para dispositivos que utilizan un flujo de aire más cerrado, en las caladas boca-pulmón.

En otros casos, se pretende el efecto contrario, utilizando una mayor cantidad de VG. Esto proporciona unas caladas más suaves y más largas, pero al mismo tiempo la densidad del líquido genera una gran cantidad de vapor más espeso que los que utilizan una concentración mayor de PG.

 

MOMENTO DE LA ELECCIÓN

Una vez conocidos estos factores y teniéndolos en cuenta, somos libres de elegir lo que más convenga a nuestro estilo de vapeo, pero nosotros os dejamos un par de recomendaciones genéricas para que mantengáis vuestra afición.

Para aquellos que estén buscando una calada boca-pulmón, que sea corta pero con un sabor intenso, a la hora de escoger sabores para vapear les sería favorable escoger aquellos que utilizan un mayor porcentaje de PG, que como hemos mencionado antes es el factor que le aporta una mayor cantidad de sabor. Este sistema es muy recomendable para aquellos ex fumadores que buscan en el vapeo su método para abandonar el tabaco.

Sin embargo, si buscas una calada más larga y suave con la que generar grandes cantidades de vapor, se recomienda utilizar aquellos líquidos que tienen un mayor porcentaje de VG. De esta manera, se pierde un poco el factor del sabor, pero es algo fácil de solucionar utilizándolo con el dispositivo y la potencia adecuada.

Además, llegados a este punto, los vapeadores con algo más de experiencia suelen variar los porcentajes en función de sus preferencias, ya que también depende de los aromas que se quieran utilizar. Si eres fan de los aromas dulces o cremosos, es recomendable que busques en ellos un mayor porcentaje de VG, ya que esa densidad que aporta este elemento al líquido consigue en ellos ese estilo de postre que estabas buscando. Si eres fan de los aromas más afrutados y tropicales o las bebidas, te recomendamos buscar en ellos un mayor porcentaje de PG, ya que de esta manera se consigue más ese factor de sabor. Y si por el contrario, estás harto de tanto dulce o tanto sabor, es recomendable probar unos aromas más mentolados o cítricos, los cuales aportan frescor a la boca y esto regenera el gusto de nuestras papilas de manera que nos reiniciamos para encontrar de nuevo las ganas de saborear.

Recuerda que elijas lo que elijas, la virtud de todo está siempre en renovarse, probar nuevos sabores y nuevas combinaciones con diferentes máquinas, resistencias, algodones que nos ayuden a no estancarnos y que el tabaco no gane esta partida. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
x
Abrir chat